lunes, 10 de agosto de 2009

Los perros, algunas perras y unos cuantos gatos están haciendo ruido


La suerte es como la montaña rusa combinada con la ruleta rusa en versión para grandes.

Apenas comienzo a darme a conocer sin hablar y algunos animales se están poniendo en modo "marica soy, te ataco por la espalda y huyo".

Si, ya lo sé, no necesito que me respondan que así son todos o todas o intento de todos/as, da igual, también odio que me repitan las cosas o me digan cosas que en realidad ya sé que lo tengo que realizar y aquella persona se sienta bien haciendome un favor pero en realidad intenta hacerme menos delante de otras personas pero como siempre, se llevan una gran sorpresa y quien sale perjudicado pues es la otra persona.

Siempre que una persona me empieza a conocer y está junto a otra persona que ya me conoce le dice: "calladito calladito y cuando habla... tsss..." y no es por presumir, pero algunas personas consideran como una obra de arte mis respuestas a ciertas interrogantes de la ignorancia estudiantil actual. La incertidumbre de hacerme en ridículo siempre es muy grande de aquellos que siempre lo han intentado hacer, otros se dan cuenta que será imposible, sí, imposible realizar tal hazaña, por eso mejor se ponen de mi lado y es así como son recompensados.

Una de las cosas que más me caga son las "personas" es la actitud de sentirse y comportarse raros, es decir, expresarse de manera... pendejezca al intentar escribir, relatar o contar la mísera vida que llevan.


La estupidéz no tiene cabida en la razón de ser del maldito existencialismo humano perplejo entre tanta mierda de pensamientos pseudoabstractos de pura ...

En este momento fui interrumpido por...

malditos niños pendejos -.- y el puto exterior de mi ser =_=




ARGHHHH.... ODIO LO OBVIO!!!!!! ODIO LO EVIDENTE!!1 !! LO NOTORIO !!!!!!!!!


=______________=






FUCK THEM ALL BITCHES

2 comentarios:

polvo de menta dijo...

valium y todo se arregla.

con que libreria de libros eh? a que lugares acostumbras ir.

Baltazar dijo...

Los lugares vienen a mi.