lunes, 23 de junio de 2008

El orgullo es demasiado...

No! ya no más! pero... aún puedo, soy fuerte, he sobrevivido a otras enfemedades... ¿por qué a esta no? Claro... así lo haré, mi orgullo puede matarme y algún dia terminará con mi propia existencia.


La maldita diarrea y la temperatura elevada de mi cuerpo me ha despertado,
no sé en cuántos grados esté, como loco he buscado más no lo he encontrado,
qué barbaridad la mía
que cuando estoy enfermo me sale muy bien la rima,
creo que debo de estar realmente delirando
para que mis palabras salgan caminando,
no recuerdo el momento en que esto empezó
pero sí recuerdo de lo que me pasó,
maldita sea mi suerte, maldita sea mi vida,
lo único que espero es no tener cabida.

La temperatura de mi cuerpo parece haber regresado a la normalidad,
no entiendo por qué todo esto me pasa sin darme cuenta de mi mentalidad,
puedo sugerir que ha de haber sido por el baño
pero no importa... porque en realidad aún no se ve el daño,
espero por al menos cinco minutos,
solo así podré ver los grados abruptos,
apuesto a que no pasa nada,
tal vez solo fue una pendejada,
ahora me siento un poco mejor,
después de buscar...

Demonios, rayos y centellas, he despertado de mi estado estúpido sub-normal -.-, ni pedo, ya no puedo más, creo que solo reviso la temperatura del termómetro que encontré y me largo de nuevo a dormir... chaaale... me fui a las 12:44 y ahora son las 2:31 x_x dormí bien poquito >o< !!

Según el termómetro que encontré ando a 38°... no sé qué signifique eso... x_x, me largo a dormir.



No hay comentarios: